Estados Unidos y BAC fortalecen a PYME salvadoreñas con nuevo crédito de $60 millones

El gobierno de Estados Unidos y el Banco de América Central (BAC) firmaron un acuerdo de $60 millones de dólares que están disponibles para préstamos a pequeñas y medianas empresas (PYME). Este nuevo programa apoyará a las PYME, en particular a aquellas que trabajan para abordar el cambio climático o construir cadenas de suministro regionales.

La firma de este crédito es un hito importante en la misión compartida de construir un futuro más sostenible y próspero.

Durante más de una década, EE.UU. y el BAC han trabajado previamente con tres acuerdos de garantía con la Corporación Financiera de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (DFC). Hasta la fecha, estos tres acuerdos han movilizado $33.5 millones de dólares por medio de más de 600 créditos en apoyo a diversos sectores de la economía salvadoreña.

Bajo los programas de garantías anteriores, el programa apoyó proyectos como la empresa embotelladora y purificadora de Agua Migueleña de José René Orellana con $100,000 para instalar paneles solares, reduciendo de esta manera los costos de energía a la mitad, permitiéndoles actualizar la flota de camiones y aumentar las ventas en un 10 por ciento.

De manera similar, Máxima Tecnología (MAXITEC), especializada en tratamiento de agua, obtuvo un préstamo de $70,000 que contribuyó a un aumento del 15 por ciento en sus ventas “Este nuevo crédito es un reflejo de nuestro compromiso para apoyar el desarrollo de las PYME, que son el motor que impulsa la economía de El Salvador”, mencionó Fernando González, presidente de BAC. “La nueva alianza que hoy consolidamos con DFC y USAID nos permitirá ofrecer soluciones financieras innovadoras, competitivas y que fortalezcan no solo el valor económico sino también el ambiental en las PYMES”, añadió.

  Científicos inventan manera de crear paneles solares más eficaces y baratos

Por su parte, el Embajador de Estados Unidos en El Salvador, William H. Duncan, dijo que EE.UU. cree firmemente que un futuro próspero para El Salvador es posible. “Con este nuevo crédito esperamos beneficiar con préstamos al menos a mil empresas salvadoreñas más y, en particular, a aquellas que abordan el cambio climático o las oportunidades de acercar su producción al territorio de consumo”, declaró el Embajador.