Detectar y combatir el cáncer de mamá: una realidad contrastante de cara a 2024

NotiPress

Para principios de 2021, había 7.8 millones de mujeres vivas con diagnóstico de cáncer de mama en los últimos 5 años. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), esto lo convierte en el cáncer más prevalente del mundo, con presencia en todos los países y en mujeres de todas las edades. De acuerdo con los especialistas, el mejor combate de la enfermedad es la detección temprana, por lo que consideran importante revisar algunos datos en torno al cáncer de mama.

Sobre este tema, NotiPress consultó al doctor Ernesto Sánchez Forgach, médico especialista en cirugía oncológica del Centro Médico ABC. En primer lugar, el doctor enfatizó la importancia de conocer bien los antecedentes y el perfil de riesgo individual y recomendó actuar con base en ello. No obstante, recordó que toda mujer, por ser mujer, tiene riesgo de padecer cáncer de mama y advirtió la aparición esporádica del cáncer en la mayoría de los casos.

Autoexploración, necesaria pero no suficiente para el diagnóstico de cáncer de mama
Respecto a la autoexploración, Sánchez resaltó su importancia como una práctica cotidiana, pero también abordó algunas limitaciones y descartó su uso como método único para el diagnóstico de cáncer de mama. Cuando un tumor es palpable, señaló, este suele tener más de un centímetro y medio y encontrarse en una etapa avanzada.

Además, las particularidades de cada seno, como el tamaño, pueden también ser un factor en la dificultad de detectar un crecimiento anormal durante la autoexploración, sobre todo si no se trata de un tumor superficial. En este sentido, el especialista recomendó realizarse el conjunto de estudios recomendados según la edad de la paciente.

  La OMS aseguró que América ya es el centro de la pandemia

Sánchez Forgach también se refirió a la existencia de cánceres no identificables mediante mastografía, por lo que en un 6 por ciento a un 8% de los casos el doctor puede decidir realizar estudios adicionales. Por esto, el cirujano recomendó acudir con el senólogo o mastólogo, al ser el especialista médico mejor calificado para tomar estas decisiones.

La importancia de la detección temprana
Detectar oportunamente el cáncer de mama es crucial para su tratamiento, pues si se atiende adecuadamente en la etapa uno, las pacientes mejoran su oportunidad de vida en cinco años un 90%. Según el doctor Sánchez, se considera una detección temprana cuando el tumor mide menos de un centímetro, en muchas ocasiones. Tras la detección, los doctores proceden a identificar el tipo de cáncer (triple negativo, carcinoma ductal in situ, etcétera) para establecer posibles blancos terapéuticos y el tratamiento requerido para llegar a ellos.

Sin embargo, el acceso limitado a mamografías y tratamientos para el cáncer de mama ha causado un aumento significativo de los casos en México en las últimas tres décadas. Por esto, los especialistas consideran imperativo invertir en la innovación y la individualización de los tratamientos para dicha enfermedad, a fin de mejorar el promedio de supervivencia global y mejorar la calidad de vida del paciente.