FAST: la evolución natural del negocio de TV de paga

La pandemia ha llevado a un aumento significativo en la adopción de servicios AVOD/FAST. Un estudio de Amagi detalló que desde 2021, casi el 83% de los hogares en USA tienen al menos un Connected TV (CTV) siendo utilizado por al menos una persona cada mes. Hay además una movilidad de anunciantes de la TV tradicional al nuevo sistema, y los especialistas en marketing estiman un gasto de más de USD 25.000 millones para 2025.

Basado en datos de Amagi Analytics y la plataforma de inserción de anuncios Thunderstorm, el reporte indicó también que más de 1.200 canales FAST en más de 50 plataformas en cuatro regiones clave: USA y Canadá, EMEA, APAC y América Latina.

Mientras que, en USA, las impresiones de anuncios aumentaron un 67% entre abril y septiembre de este año, en comparación con el trimestre anterior, las horas de audiencia aumentaron un 18%.

Sobre géneros, destacó que las noticias son la estrella con el máximo de visualización (+19%) en USA (los canales locales encontraron un flujo de audiencia constante en FAST) y APAC, donde también reinan los contenidos musicales; en EMEA son los documentales los que lideran, y en América Latina, las películas. ‘A medida que más y más anunciantes aprovechan esta tendencia, los contenidos (sobre todo noticias) se vuelven cada vez más “monetizable”, completó el reporte.

FAST y AVOD son conceptos que están conectados, aunque hay una variable importante que los diferencia: la posibilidad de incluir en ellos contenido en vivo y que pueden accederse de manera lineal y también a través de plataformas de streaming.

El modelo de negocio implica a un proveedor de contenidos que entrega ese contenido a un curador u operador para crear un canal 24hs que luego es incluido en una grilla como si fuera un canal de pago.

  "Veo un miedo electoral, miedo político", Guillermo Gallegos.

Los usuarios acceden al canal de manera gratuita, mientras que el operador monetiza con publicidad y ofrece un plan de revenue share, es decir ganancias por publicidad compartidas con el proveedor de contenido. América Latina es un territorio fértil para que surjan players de este tipo, especialmente con el gran despliegue de Pluto TV de ViacomCBS con 52 millones de usuarios globales (ver reportaje con Oliver Jollet), que opera 114 canales en español y 65 en portugués; TUBI de Fox con más de 35 millones de usuarios mundiales, operativo en México desde junio 2020 y en el mercado hispano de USA, y Samsung TV Plus, que opera en Brasil y México con éxit