Defensoría inaugura nuevo servicio de atención telefónica para consumidores

El presidente de la Defensoría del Consumidor, Ricardo Salazar, presidió un foro informativo con diversos sectores del departamento de La Unión, donde también inauguró un nuevo servicio para las personas consumidoras, en el marco de una campaña de difusión y socialización de las reformas a la Ley de Protección al Consumidor, aprobadas en julio por la Asamblea Legislativa y sancionadas por el Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén.

Durante su visita de trabajo a la cabecera departamental, Salazar habilitó y puso al servicio de la ciudadanía en la Gobernación Político Departamental de La Unión, una cabina telefónica para que la población consumidora realice consultas y reciba información y asesoría jurídica por medio de la línea directa del centro de llamadas 910 de la Defensoría, con la finalidad de fortalecer y acercar los servicios a las personas consumidoras.

A través de este nuevo servicio, las personas consumidoras podrán, con solo levantar el auricular, comunicarse con personal técnico legal de la Defensoría y solicitar de forma directa, confidencial y gratuita, asesoría en materia de consumo e información sobre el estado de sus casos, interponer un aviso de infracción o una denuncia.

 Salazar informó que este servicio está disponible en las 10 Ventanillas Departamentales de Atención al Consumidor, ubicadas en las gobernaciones políticos departamentales de Zacatecoluca, Morazán, La Unión, Ahuachapán, Chalatenango, Usulután, Sonsonate, San Vicente, Cojutepeque, Sensuntepeque, y en la Casa de la Cultura y Convivencia de Soyapango.

Reformas a la Ley de Protección al Consumidor fortalecen derechos de consumidores

Ricardo Salazar, quien desde mayo de 2018, preside la Defensoría del Consumidor, expresó que “las reformas a la Ley de Protección al Consumidor, constituyen un importante triunfo para las personas consumidoras y un notable legado para el país. Con esta reforma, mejoramos y  ampliamos la defensa legal de derechos, entre otros, el derecho a ser protegido en las transacciones de comercio electrónico”.

Esta nueva generación de reformas, la segunda desde las aprobadas en 2013, reconoce el derecho de las personas consumidoras a ser protegidas en las transacciones de comercio electrónico (art. 4, literal q) y el derecho a la reversión de pagos (art. 13-D), así como la protección contra prácticas abusivas por cobros difamatorios e injuriantes (18, literal f) que ahora se amplía para proteger, también, al codeudor y fiador.

Esta adición prohíbe a los proveedores la publicación de nombres, datos personales o fotografías en perjuicio del deudor, codeudor, fiador o sus familiares, por cuya infracción, muy grave, pueden ser sancionados con multa de hasta 500 salarios mínimos.

A partir de la vigencia de la reforma, no registrar los pagos que realice el consumidor, o no detallar el destino de los mismos, también se entenderá como práctica abusiva del proveedor (art. 18, literal i), tipificada como infracción muy grave (art. 44, literal e).

Con las reformas a la Ley de Protección al Consumidor, no solo se amplía el marco normativo de protección de las personas consumidoras, sino también las obligaciones de los proveedores de servicios financieros, la infracciones y las sanciones por la vulneración de derechos e incumplimiento de la ley.

El presidente de la Defensoría del Consumidor llamó a las personas consumidoras a denunciar cualquier incumplimiento a las reformas de la Ley de Protección al Consumidor, llamando al teléfono 910, escribiendo al WhatsApp de los consumidores 7860-9704 ó a través de Defensoría en línea: www.defensoría.gob.sv.