Piñera asume en medio de fuertes réplicas

Un fuerte terremoto de 7,2 grados en la escala de Richter golpeó la zona central de Chile cuando el nuevo presidente Sebastián Piñera asume la presidencia del país.

“Esto es una maniobra de la Concertación para moverme el piso”, dijo bromeando el flamante presidente, horas después del sismo que tuvo su epicentro en la ciudad de Rancagua.

“Presidente ha sido una recepción muy movida”, aseguró la presidenta de Argentina, Cristina Fernández, al felicitar a su nuevo colega.

Los medios de comunicación locales informan que la calma ha regresado a Rancagua, donde se vieron imágenes de gente subiendo a lugares altos y padres corriendo a buscar a sus hijos en las escuelas.

Alerta preventiva

El sismo, el más fuerte desde el terremoto del 27 de febrero, afectó las ciudades de Santiago y Valparaíso.

La marina chilena emitió una alerta preventiva de tsunami.

“A las 11.39am (Hora local) se sintió la réplica mas fuerte de la última semana en la zona centro-sur. Según los primeros informes, difundidos minutos después del temblor, tuvo su epicentro en la ciudad de Rancagua”, informó

Pocos después, se sintieron una segunda sacudida, “más corta pero más intensa”, de acuerdo con lo que experimentó Perasso.

“La gente evacuó viviendas y oficinas y permaneció en las calles de Santiago por largo rato. En mucho edificios altos, los ascensores fueron clausurados momentáneamente como medida preventiva”, agregó la corresponsal.

De acuerdo con lo que anticiparon sismólogos, las réplicas de intensidad mayor a 7 grados podrían repetirse por varias semanas.

Tras el fuerte terremoto que hace dos semanas estremeció a Chile, el país ha sido afectada por decenas de réplicas, incluida varias que superaron los 6 grados de magnitud.