Murray, la autoridad del número 1

En su primer partido oficial como número uno del mundo, al calor del público londinense, Andy Murray debutó con victoria ante Marin Cilic en el grupo John McEnroe de la Copa Masters. El escocés se impuso por 6-3 y 6-2, en una hora y media, y suma así su vigésima victoria consecutiva, arrancando con firmeza en la defensa de la plaza que conquistó en el torneo de París-Bercy. Dos de los tenistas que han llegado en mejor forma al final de la temporada se citaron en el O2. Cilic, campeón en Cincinnati y Basilea, partícipe directo del ascenso de Murray a la primera plaza gracias a su triunfo ante Djokovic en los cuartos de final de París-Bercy, llegaba, además, con el precedente de su victoria contra el propio Murray en la final de Ohio.

Aunque el marcador puede invitar a engaño, la disputa fue abierta en el primer parcial, definido por el mayor acierto de Murray a la hora de convertir sus oportunidades de ‘break’. Ambos tuvieron serias dificultades cuando les tocó jugar con su segundo servicio, con el de Dunblane algo nervioso y errático, hasta el punto de cometer cuatro dobles faltas en los tres primeros juegos con su saque. Cilic es un hombre peligrosísimo cuando consigue mandar con el servicio y su vertiginosa derecha plana. Hizo frente a Murray incluso en los largos intercambios desde el fondo, pero le faltó precisión en momentos importantes.

Murray es, sin duda, el hombre a batir en este torneo, en el que su máximo logro hasta la fecha es el paso por tres semifinales. Nunca apareció en la Copa Masters en un momento semejante, con ocho títulos esta temporada, entre ellos su segundo Wimbledon y la revalidación del oro olímpico. Obligado a igualar al menos lo que haga Djokovic si quiere concluir el año como número uno, tratará de rentabilizar la inercia bien distinta con la que ambos se han presentado en la capital británica.

El escocés disfruta de un enorme plus de confianza, como quedó de manifiesto en la determinación con la que se movió en el quinto juego del segundo set, el que acabó por abrir una brecha definitiva. Asomaron dos bolas de ruptura sobre el saque de Cilic y las afrontó con suma valentía, aprovechando la segunda de ellas gracias a una derecha ganadora. Fue un golpe letal para el balcánico, que ya vio imposible dar la vuelta al marcador.

Derrota de Feliciano y Marc López
Por otra parte, la pareja española formada por Feliciano López y Marc López cayó en su debut en el Masters de Londres ante el finlandés Henri Kontinen y el australiano John Peers, por 6-3 y 7-6 (7). Los españoles, campeones de Roland Garros, se complicaron la primera fase de este torneo en el grupo Fleming-McEnroe al ceder ante Kontinen y Peers en 68 minutos. Como dato curioso, la pareja hispana no logró ni un solo saque directo en la superficie ultra rápida que este año ha sido instalada en el O2 londinense.