Josu Puelles defenderá en Ginebra que el Consejo de DDHH de la ONU garantice los derechos de los vascos amenazados

Fundación para la Libertad pedirá el apoyo de todas las asociaciones de víctimas para que la ONU cree un “Relator Especial” para Euskadi

La Fundación para la Libertad reclamará la próxima semana en la sede de Naciones Unidas en Ginebra, donde se celebra la 16 sesión del Consejo de Derechos Humanos, que este Consejo intervenga para garantizar los derechos y las libertades de los vascos amenazados, según informaron a Europa Press fuentes de la Fundación.

Para defender esta propuesta se desplazarán a Ginebra dos integrantes de la citada Fundación, Josu Puelles –hermano del policía asesinado por ETA Eduardo Puelles– y Vicente de la Quintana, quienes acudirán al Consejo de Derechos Humanos junto con Noel Pedreira, profesor suizo y miembro también de la citada Fundación.

La petición concreta consistirá en reclamar la designación, por parte de la ONU, de un “Relator Especial” que conozca sobre la promoción y defensa de los Derechos Humanos de las personas amenazadas por organizaciones terroristas en las sociedades que padezcan esta lacra.

Para dar fuerza a su reivindicación, la Fundación para la Libertad quiere recabar el apoyo de todas las asociaciones de víctimas del terrorismo. Por ello, según las fuentes consultadas, tiene previsto realizar esta petición de apoyo aprovechando su asistencia a una reunión que mantendrá el viernes la Fundación de Víctimas del Terrorismo.

En el informe que la Fundación para la Libertad trasladará a la ONU se precisa que en el País Vasco, la “fuente primordial” de las agresiones a las libertades y los derechos fundamentales “la constituye la organización terrorista ETA”, que ha sido “justificada” o “contextualizada” en el ámbito internacional por algunos sectores de opinión influidos por una “lamentable mezcla de desinformación y propaganda”.

Por ello, estiman que deberían articularse “herramientas internacionales de control, evaluación y respuesta” y entienden que el Consejo de los Derechos Humanos de Naciones Unidas “no puede ser ajeno, en su labor de promoción mundial de los Derechos Humanos, a la notoria evidencia, en un punto de Europa, de su más sangrante y sostenida vulneración”.

DERROTAR LA PRETENSION POLITICA DE ETA

En su intervención en Ginebra, los representantes de la Fundación destacarán la importancia de las sentencias del Tribunal Europeo de Derechos Humanos que certifican la ilegalización de Batasuna y la afirmación de este tribunal de que era una “necesidad social imperiosa”.

Además, recuerdan que esta sentencia considera a Batasuna y sus sucesores como contrario a los postulados de una sociedad democrática. Por ello, estiman en el que será su discurso –al que ha tenido acceso Europa Press– que en un escenario de derrota de ETA también se debe propiciar la derrota de su “pretensión política” en la medida en la que ésta “ha generado” una “alteración de las condiciones normales de convivencia en libertad”.