Ecuador estima muy positiva para la relación EE.UU.-América Latina la visita de Clinton

El Gobierno ecuatoriano estimó como “muy positiva” la visita que hará al país la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton, la próxima semana y la consideró como “una reiterada señal del interés” del Gobierno de Barack Obama por la región.
Así lo afirmó el ministro ecuatoriano de Seguridad Interna y Externa, Miguel Carvajal, en una entrevista con Ecuador TV, la televisión pública, al añadir que el viaje de Clinton “contrasta fuertemente con las políticas previas de administraciones anteriores” de Washington.
La funcionaria estadounidense prevé llegar a Quito el próximo domingo 6 de junio, dentro de una gira que le llevará también a varios países de la región después de participar en la reunión de la 40 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Perú.
Para Carvajal, la visita de Clinton forma parte de un conjunto de “signos importantes de una relación fluida, respetuosa”, que mantiene Ecuador con EE.UU. y que contribuye a potenciar “esa perspectiva”.
Adelantó que el país andino mantiene en la agenda del encuentro “muchos temas” y nombró la situación de los migrantes ecuatorianos en Estados Unidos y la polémica ley aprobada en Arizona.
Asimismo, señaló que se tratarán temas comerciales y de seguridad, aunque precisó, que en ese último aspecto, el Gobierno de Ecuador intentará que la cooperación en la lucha contra el narcotráfico “no sea el tema dominante”.
“Hay que desnarcotizar la agenda con Estados Unidos, hay muchos temas, inclusive en la agenda de seguridad”, apuntó Carvajal al nombrar la cooperación y el intercambio de información.
“Parece que EE.UU. ha comprendido de una manera bastante positiva todo el esfuerzo de construcción de Unasur (Unión de Naciones Suramericanas), así como el esfuerzo de construcción de esta relación del Consejo de Gobiernos y Estados entre Latinoamérica y el Caribe”, dijo.
A su juicio, esa “comprensión” sobre los procesos de integración de la región conlleva que Estados Unidos también considere que esos organismos “no necesariamente se convierten en medidas anti algo, anti EE.UU. o anti estructuras políticas de otro país”, lo que calificó como muy positivo.
“Ayuda, evidentemente, a comprender la nueva dinámica que se vive en América Latina y eso creo que es muy importante para las relaciones entre nuestros Gobiernos”, agregó.
A comienzo de este año, Washington, a través de una misiva, expresó su interés por entablar un diálogo directo con el bloque de la Unasur, cuya presidencia temporal está a cargo de Ecuador.