Con fe, inteligencia y valor enfrentemos el 2014

Debemos darle gracias a Dios los que vivimos y logramos de una u otra forma ver el final del año 2013 y lamentar por aquellos que no lograron llegar por diferentes razones nos queda nada mas encomendarlos al todopoderoso y recordarlos.

El tiempo sigue, la vida sigue, echémosle ganas para seguir adelante, pensando en el futuro de nuestro país, de nuestra familia el de los amigos y el nuestro.

Dejemos las diferencias de lado, aprendamos de los errores del pasado y no los cometamos una vez mas, dejemos las mentiras aun lado, las artimañas los engaños y la manipulación; actuemos de forma sincera, transparente y con la mayor honestidad que podamos confiando siempre en Dios para que el guie nuestros pasos.

Se acercan las elecciones presidenciales del 2 de Febrero del 2014, una fecha clave para nuestro futuro, donde los candidatos presidenciales tienen un gran reto demostrar su inteligencia, honestidad y sinceridad, los salvadoreños y salvadoreñas no queremos hombres o mujeres perfectos en la política; pero si queremos hombres y mujeres sinceros que dejen la hipocresía a un lado y traten de ser ellos mismo que no finjan lo que no son en estos días de campaña, bajen de esa nube y salgan de esa burbuja que un grupito los tiene ahí cercados; reciban un baño de amistad ,de abrazos ,de críticas del verdadero pueblo.

Políticos recuerden que el pueblo salvadoreño ya maduró políticamente, lo que hicieron para ganar en campañas pasadas no les funcionara en la presente.