Atlético de Madrid empata 2-2 con el Sevilla

El Atlético de Madrid no pasó del empate (2-2) frente al Sevilla en un encuentro en el que ambos equipos contaron con ocasiones para llevarse el triunfo, mientras el Espanyol rompió su mala racha tras golear a la Real Sociedad por 4-1 y el Sporting empatón sin goles frente al Zaragoza.

José Antonio Reyes arrancó un empate a un cuarto de hora del final, que evitó otro tropiezo el Calderón. Los de Quique Sánchez Flores saltaron al césped conscientes de la importancia por devolver la ilusión a su afición, pero Negredo y Rakitic pusieron contra las cuerdas a los rojiblancos y complicaron su objetivo por reengancharse a la lucha por Europa.

Con la mira puesta en la portería defendida por Javi Varas, los rojiblancos iniciaron el choque con fuerza y llegaron a enlazar algunas buenas jugadas que a punto estuvieron de adelantar al Atlético. Al gran arranque rojiblanco, el Sevilla respondió con su mejor arma en el duelo, el contragolpe.

Empujados por la solidez de Medel y la gran clase de Rakitic, los de Manzano lograron plantarse en las inmediaciones de De Gea con una gran velocidad que volvió loca a la defensa atlética, en la que Perea no estuvo presente por decisión de Quique.

Tras alguna buena combinación entre el ‘Kun’ Agüero y Forlán, Negredo echó un jarro de agua fría antes del paso de vestuarios mediante un fuerte disparo ante el que nada pudo hacer De Gea. Perotti amortiguó el esférico con el pecho dentro del área y el vallecano fusiló la portería rojiblanca.

Tras la reanudación, Koke pilló por sorpresa a la defensa andaluza tras una buena acción de Forlán que vio el desmarque del extremo atlético. El canterano logró su primer gol como profesional gracias a un gran cabezazo que se coló por el segundo palo y puso las tablas de nuevo en el encuentro.

El tanto despertó al Sevilla que empezó a hilar su juego en el centro del campo liderado en todo momento por Rakitic. El croata se ha erigido como referencia nervionense en el poco tiempo que lleva a las órdenes de Manzano y lidera ya el renacer de un Sevilla, que después de verse apeado esta semana en Europa, centra todos sus esfuerzos en alcanzar los puestos de ‘Champions’.

El 1-2 no sólo evidenció el gran momento del croata, sino que volvió a reeditar los peores despistes defensivos de la defensa atlética. El ex del Schalke reculó unos metros hasta la frontal y totalmente fuera de marca aprovechó la buena visión de Navas para colocar el cuero fuera del alcance de De Gea.

Cuando se empezaban a escuchar los primeros silbidos en el Manzanares, Reyes culminó una internada por la banda izquierda con un gran disparo cruzado que batió a Varas y destapó un desenlace vibrante del encuentro. El ‘Kun’ dispuso de la oportunidad más clara para lograr la victoria, pero el marcador no se movió certificando un empate que deja a ambos conjuntos insatisfechos.