Brad Pitt y Angelina Jolie producen su propio vino

La pareja de actores más famosa y actractiva del panorama hollywoodiense ha descubierto una nueva y más que rentable afición: la enología. Brad Pitt y Angelina Jolie se dedican, ahora, a producir su propio vino.

Entre rumores de boda y embarazo doble, las estrellas del celuloide han decidido huir al remanso de paz y tranquilidad que poseen en el sur de Francia. Brad Pitt y Angelina Jolie son los afortunados propiertarios del Château de Miraval, un fabuloso castillo situado en la Provenza francesa.

La pareja de actores adquirió esta propiedad hace ya tres años y, a pesar de pasar pocos meses al año, ahora han decidido explotar lo que la tierra que rodea al castillo les ofrece.

El dominio de la Brangelina, del mismo nombre que el castillo, produce exquisitos vinos blancos y rosados, según publica el diario francés Le Parisien.

La nueva pasión de los Pitt es de lo más rentable. Mientras una botella de Miraval se puede adquirir por poco más de diez euros, recientemente, una barrica de 200 litros de vino blanco, cosecha de 2011, acaba de alcanzar los 10.000 euros en una subasta por un comprador anónimo.