Gobierno salvadoreño lamenta tragedia en centro penal de Honduras

El gobierno del Presidente de la República de El Salvador, Mauricio Funes Cartagena, lamentó profundamente la tragedia ocurrida en la granja penal de Comayagua en Honduras, en la que un incendio provocó más de 300 muertes.

“En este momento de dolor, expresamos nuestro pesar al Gobierno del presidente Porfirio Lobo, al pueblo hondureño y, particularmente, a las familias de las víctimas mortales en ese centro penal, así como nuestra solidaridad con las personas que han resultado heridas en este hecho”, dijo el mandatario.

Las autoridades enviaron también su solidaridad a las familias de los reclusos afectados.

El ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés, se comunicó con su homólogo de la vecina nación, Pompeyo Bonilla, para expresarle su pesar y ofrecer ayuda para enfrentar la emergencia.

Por su parte el director de Centros Penales, Nelson Rauda, consideró también muy lamentable lo ocurrido en la presión hondureña. “Nos solidarizamos con nuestros hermanos hondureños”, dijo en declaraciones a Radio Nacional.

Rauda señaló que el sistema penitenciario salvadoreño sufre de altos niveles de hacinamiento, pero desde 2009 -apuntó- se buscan soluciones para evitar ocurran tragedias similares a la hondureña.

El gobierno salvadoreño, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, ha girado además instrucciones a su personal consular en Honduras para que pueda determinar si entre las víctimas se encuentran ciudadanos salvadoreños.